Brasil aprueba ensayo clínico de suero elaborado con plasma equino.

La Agencia Nacional de Vigilancia Sanitaria de Brasil, autorizó los ensayos clínicos en humanos de un suero anti-Covid desarrollado de plasma de caballos.
covid-19-vaccine-Latam

La Agencia Nacional de Vigilancia Sanitaria (Anvisa) de Brasil autorizó este martes los ensayos clínicos en humanos de un suero para tratar pacientes infectados con el nuevo coronavirus, desarrollado a través del plasma de caballos.

El pedido para el inicio de las pruebas, que serán llevadas a cabo por el Instituto Butantan, uno de los más prestigiosos del país, estaba pendiente de aprobación desde marzo pasado y exigió una “evaluación criteriosa” por parte de la agencia reguladora, ya que esta será la primera vez que el suero será probado en humanos.

La Anvisa ya había autorizado la pesquisa el pasado 24 de marzo, pero condicionó el inicio de los ensayos clínicos a la entrega de informaciones complementares que aún no estaban disponibles.

Según Butantan, el objetivo del suero, del que el Instituto ya cuenta con 3.000 frascos listos, es amenizar los síntomas en los pacientes que han contraído Covid-19, por lo que el fármaco no tiene la capacidad de curar ni prevenir la enfermedad.

Las pruebas tendrán inicio la semana próxima e incluirán, en un primer momento, a pacientes que fueron sometidos a trasplantes de riñón del Hospital de Riñón de Sao Paulo, así como enfermos con comorbilidades ingresados en el Hospital de las Clínicas.

El suero fue elaborado a partir de un virus inactivado por radiación, en colaboración con el Instituto de Investigaciones Energéticas y Nucleares (IPEN) de Brasil, y aplicado a caballos, que producen anticuerpos IgG y cuya sangre fue extraída y purificada con una técnica utilizada durante décadas.

Tras la retirada de la sangre de los equinos, el material pasa por un proceso en la sede del Butantan, donde los anticuerpos son separados del plasma y convertidos en el suero anti-covid.

Si las pruebas clínicas resultan positivas, el suero podrá usarse para tratar pacientes infectados por covid-19.

El Butatan es, además, el responsable de la fabricación en Brasil de la vacuna contra el coronavirus desarrollada por el laboratorio chino Sinovac, con la que el gigante sudamericano arrancó su campaña nacional de inmunización a mediados de enero.

Compartir:

Más Noticias

Envíanos un mensaje